domingo, 17 de julio de 2016

DÉCADAS MUSICALES DEL CLUB "DÉCADAS" EN PEÑALOLÉN

Coordenadas:   33°27'39.39"S 70°34'22.09"W
¿Cómo definir el "Décadas"? Tiene algo de bar, de fuente de soda, de restaurante, de discoteca y de club ochentero. Pantallas de videos, bolas de espejos, luces rotatorias reflejándose en los muros y música con clásicos de los años 80 como Eurythmics, Alphaville o Yazoo, saltando a los 70 de los Bee Gees o KC & the Sunshine Band, y a los 90 de U-2 e INXS, en su amplísima propuesta; todo con "animación interactiva" de tres décadas cubiertas. De ahí el nombre del boliche, por cierto.
Abierto desde cerca de las 21 horas hasta las 4:30 de la mañana durante los fines de semana, el "Décadas" es conocido uno de los lugares más acogedores y entretenidos de su estilo este lado de la ciudad, en avenida Egaña 843 de Peñalolén, muy cerca de la Estación Metro Los Orientales y de las ruinas de la Fundación Arrieta. Ocupa toda la punta de cuadra junto a la plaza que allí existe frente a Vasco de Gama, por lo que su casona de dos pisos y luminosa fachada tiene accesos por ambos costados, aunque la más visible y resplandeciente es la que da a Américo Vespucio, donde está su entrada principal.
Hace tiempo quería venir hasta este sitio después de una muy fugaz visita hace unos meses, aunque por estos días está frío afuera en sus mesas con toldo, las que son muy recomendadas para las noches tibias del verano. Me arrimo a la barra, entonces, como barco anclado junto al faro del sifón schopero. He llegado muy temprano, además, por lo que es más cómodo tomar fotografías del establecimiento sin molestar sensibilidades de la clientela que aún no aparece a estas horas.
Fundado por un señor de nombre Reinaldo, hará unos 10 años aproximadamente, hace no mucho este local había pasado a ser propiedad del músico Pato Jara. Su simpática cuñada aún trabaja como garzona y barwoman en el local, de hecho. Actualmente, el club está en su tercer dueño, muy joven y de formación ingenieril según entiendo: Mitchel Ambler Vizcarra. Atiende mesas y barras un cordial y anímico equipo liderado por el morenazo Rafael, barman con el acento y las energías del trópico en su oficio, quien parece ser uno de los más antiguos soldados de este cuartel a pesar de ser un hombre joven.
Acá la oferta es fundamentalmente de tragos y cervezas. Los picoteos de tablas y bocadillos rápidos como pizzetas, sándwiches o papas fritas también figuran en la carta. Precios convenientes para una noche de fin de semana o víspera de feriado, según me parece.
De buen espacio y cómoda distribución, claramente este club orientado a adultos jóvenes. En él se han realizado también encuentro bailables e incursiones de música en vivo, "tributos" o presentaciones de "dobles" de artistas, además de las clásicas sesiones de karaoke que son reconocidas como una de las mejores de este lado de la ciudad, según los que gustan de este pasatiempo de cantantes frustrados. También hay un animador ad hoc a las noches del "Décadas", con algo de humorista en su vocación.
En fin: buena atención, buen ambiente y buena oferta. Inevitable es irme sin prometer regresar a este lugar de revisión generacional de la música de tres décadas.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por dejar su opinión en nuestro blog de URBATORIVM. La parte final de todas estas historias las completan personas como Ud.

Residentes de Blogger:

Residentes de Facebook