viernes, 4 de mayo de 2012

EL "BRANNIGAN'S PUB": SÍMBOLO FINAL DE LA CAÍDA DE UN BARRIO NOCTÁMBULO

Ilustración digital: así lucía antes el "Brannigan's", en esas noches cálidas y tranquilas que había en barrio Suecia antes de su debacle.

Coordenadas: 33°25'13.00"S 70°36'29.87"W

Ayer, viendo las noticias de la tarde, se informaba de un voraz incendio en avenida Suecia, en el otrora epicentro de la bohemia y la diversión en Providencia. Comienzo a reconocer algo familiar en las formas del edificio en llamas: esos postes de madera, ese doble techo con arcos de enladrillado, esos balcones falsos, los peldaños del acceso... Es como ver el esqueleto de un conocido y tratar de identificarlo.

Pues sí, era él: aquel local ya abandonado y que antes fuera casa del pub y restaurante llamado ampulosamente como "The Corner Pub Brannigan's", en calle Suecia 035 con General Holley, siendo más conocido como el "Brannigan's Pub" o el "Brannigans de Suecia", sus luces amarillas teñían esta esquina de ángulos suaves con atracciones ideales para quienes revivieron parte de la vida nocturna chilena durante los años de esplendor de este barrio, hoy convertido en un lugar peligroso, decadente y donde la sangre de muertos ha corrido más de una vez.

Perteneciente a la familia Haddad, el "Brannigan's" fue un clásico de gran popularidad en su tiempo, uno de los primeros "pubs" propiamente tales que conocí, arrastrado por una pareja buena para la jarana de mejor reputación en la ciudad: una estilizada bailarina que encantaba de las ofertas de entretención del entonces sofisticado barrio Suecia y otros parecidos. Acompañándole en sus trasnoches, fue que conocí varios de los demás negocios de la entonces colorida y luminosa calle. Pero como yo no bailo y rara vez congenio en este hábitat, me dejaba siempre en alguna mesa o rincón, amarrado igual que los caballos del cowboy pero a un vaso o jarra, mientras ella iba a bailar o a compartir con sus amigas, regresando intermitentemente. Comprenderán por qué la relación no duró demasiados meses, por lo mismo, pero me bastaba una cerveza o un vaso de whisky para alegrar cada noche en ese bullicioso vecindario de Providencia.

El local era, además, uno de los primeros de esta oferta en Suecia y pioneros en la introducción de restobares al estilo de los nuevos pubs que comienzan a aparecer hacia los años ochenta, cuando parecía que la vida nocturna y particularmente la bohemia romántica podían resurgir por sí misma, filosofía un tanto ingenua que fue el viento sobre las velas de los emprendedores que llegaron a instalar sus locales, discotecas, bares y restaurantes en esta calle. En el interior del pub dominaban las maderas y los colores ámbares y oscuros, dividiendo varias salas en dos pisos y un sector exterior, techado bajo el alero y aislado por los cristales. Su clientela envejeció con el local: me parece que en los inicios era un rango de veinte a treinta, mientras que en sus últimos días había una tendencia hacia adulto joven de camino a los cuarenta o incluso más. A diferencia de otros sitios, su ambiente siempre fue tranquilo y la música sonaba en forma moderada, sin exageraciones. Por las tardes, parejas y grupos iban a almorzar, así que su actividad era completa, a Sol y a sombra.

En su mejor período, sin duda que los años noventa, el "Brannigan's" constituía atracción para muchos músicos y famosillos, quizás uno de los primeros en adquirir también esta característica allí en Suecia, tal como el "Entrenegros" de Miguel Piñera y su ex socio el ex socio Miguelo Esbir, lo hicieron en el otro extremo del mismo tramo de cuadras consagradas a la diversión en la calle. Si recuerdo bien, algunos periodistas jóvenes también lo visitaban seguido, día y noche. Como todos los clubes instalados en Suecia, General Holley y Bucarest, no nació como un sitio tan económico, pero tenía una carta de tragos y platillos que lo hacían atractivo al público general, aún cuando originalmente era de tendencia innegablemente ABC1. Destacaban sus variedades de sándwiches y tablillas, además de platos gourmet de pastas, carne y mariscos, siendo reconocida su cocina como una de las mejores de Santiago, según declaraban convencidos los fieles clientes. Su mezcla perfecta de disco, pub y restobar lo convertían en uno de los locales con más prestigio en todo el cuadrante de este barrio que vivía de noche

Fuente imagen: diario "La Nación".

Lamentablemente, al ir decayendo la fama de barrio Suecia, los negocios concebidos para público más sofisticado también comenzaron a ser arrastrados por la avalancha, y sus estándares de público quedaron obsoletos en la realidad de la calle. Con la llegada del nuevo milenio, la sintomatología de decadencia era evidente: autoridades y vecinos empezaron a ver cada vez con más desprecio a esta aglomeración de pubs y bares; sangrientos asesinatos como el de un adolescente en manos de una pandilla y el de un turista atacado por unos travestis, fueron alejando a la concurrencia tradicional del sitio y vino así una generación nueva de público totalmente distinto. Cundieron los asaltos, las balaceras, las peleas dentro y fuera de los establecimientos, los robos de vehículos y todo lo necesario para arruinar al sector. Para qué hablar de la prostitución y el tráfico de drogas. El cambio de fauna se notó en el cuadrante, además: aparecen los "copetes a mil" y la música que antes variaba entre clásicos ochenteros, alternativo, tecno o pop según cada local, comienza a unificarse ahora en el golpe monótono del reggaetón.

De los casi 60 locales que llegó a tener Suecia en su mejor momento, para la proximidad del 2010 cerca de veinte estaban cerrados. El "Brannigan's Pub" se vio afectado por este clima adverso y también cayó contagiado por la fiebre de la decadencia. Dicen que su calidad había decaído enormemente hacia sus últimos días, dejando atrás esos años de brillo y fulgor, con platos refinados y una barra de lujo; con barmen haciendo destrezas con la coctelera. Por aquellos conocidos que siguieron asistiendo estoicamente a barrio Suecia, me llegó el rumor de que el mítico pub terminó su vida un poco turbio, supuestamente, con varias cosillas "curiosas" sucediendo dentro de sus elegantes salas de estilo inglés, aunque tengo dudas de si todos estos chismes malévolos sean tan reales.

Sin resistir más tiempo a los embates, hacia los días del Bicentenario Nacional cerró sus puertas, dejando el sitio abandonado y con un par de carteles en los ventanales ofreciéndolo en arriendo. Casi toda su decoración exterior se mantuvo allí, como olvidada en un naufragio, incluyendo ese cartel luminoso que antes lucía su nombre sobre el acceso con tipografías alusivas a las marquesinas de Broadway o Las Vegas, pero ahora apagado y opaco. Rápidamente, los vidrios comenzaron a se destruidos por vándalos y algunos intrusos comenzaron a invadir el ex establecimiento, especialmente en las noches.

El sitio en ruinas se volvió refugio de mendigos y unos pretendidos grupos "Okupas" llegaron a convertirlo en su guarida, instalando colchones, prendiendo fogatas para combatir el frío y dando rienda suelta a sus vicios allí en la oscuridad. Aparentemente, ésta habría sido la razón por la que el jueves 3 de mayo, hacia las cuatro de la mañana y luego de casi dos años desde el cierre del "Brannigan's", se declaró el incendio que acabó consumiéndolo casi por completo y que dejó sólo sus osamentas estructurales calcinadas aún en pie. Ocho compañías de bomberos de Santiago y Providencia debieron intervenir para evitar que el fuego avanzara hacia locales y restaurantes vecinos. Sus observaciones confirmaron a intervención de terceros en las causas del siniestro, y el corredor de propiedades a cargo del local, Jaime Álvarez, declaró también que habían sido "vagos" los causantes de todo, según palabras suyas reproducidas por Radio Cooperativa.

Es inevitable comparar lo sucedido al "Brannigan's Pub" con el momento en que se encuentra actualmente todo el barrio Suecia, en lo que parece ser el momento de cierre de su ciclo, pasada ya la época de esplendor. Sería iluso, a estas alturas, pretender restaurar el carácter VIP que tuvo este sector como centro de entretenciones, como aspiran algunos revelando el trasfondo de problemas sociales que fueron, finalmente los que llegaron a Suecia y dieron la estocada de muerte al modus vivendi del barrio, aunque se evite hablar de estos temas "políticamente incorrectos" en forma oficial. Sólo dejando atrás el carácter festivo de estas cuadras e instalando sitios más tradicionales, de cocina gourmet y vida nocturna "hasta temprano", quizás regrese la calma que muchos le desean. Pero para peor, aún si los buenos y tranquilos años de Suecia pudiesen regresar a sus calles y pasajes, será difícil contener la decisión categórica de las autoridades municipales y de seguridad, de cercar y acosar a esta actividad recreativa en Providencia para alejar la delincuencia y los demás problemas asociados, cruzada iniciada con el Plan Regulador del año 2007. La declinación, o mejor dicho el apagón, es inevitable.

Probablemente, el incendio que acaba de arrasar al abandonado ex pub "Brannigan's" será la razón final necesaria para la arremetida que cambiará el reinado noctámbulo y festivo que por casi treinta años había dado vitalidad a las antes lánguidas y conservadoras veredas de la calle Suecia.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por dejar su opinión en nuestro blog de URBATORIVM. La parte final de todas estas historias las completan personas como Ud.

Qué ver en una visita?

Aconcagua (9) Aeronautica (12) Africa (4) Alemania (4) Alto Hospicio (11) Angol (2) Animitas (72) Antartica (31) Antofagasta (19) Apuntes (6) Arabes (20) Arabesco (13) Araucania (8) Arauco (2) Archipielago Juan Fernandez (1) Arequipa (6) Argentina (30) Arica (41) Armas (23) Arqueologia (76) Arquitectura en hierro (22) Art Deco (34) Art Nouveau (18) Arte (179) Austria (1) Aysen (9) Bares-Restoranes (146) Barroco (53) Bauhaus (10) Belgas (1) Biobio (1) Bizantino (9) Bohemia (162) Boites (26) Bolivia (18) Bomberos (33) Brasil (3) Britanicos (37) Buenos Aires (4) Burdeles (24) Cachapoal (1) Cafes-Salones de Te (17) Cajon del Maipo (14) Calama (2) Caldera (8) California (1) Calles (79) Campo (109) Candilejas (53) Carreteras (55) Cartagena (3) Casonas (99) Cauquenes (1) Cementerios (60) Cerros y montañas (40) Chañaral (1) Chile (1042) Chillan (5) Chiloe (13) Choapa (7) Ciencia (71) Cine (11) Cinema-Teatros (39) Circo (16) Cites-Conventillos (17) Cocina (58) Cocteleria (56) Colchagua (2) Colombia (1) Coloniaje (148) Comercio (188) Comics (30) Compañias (90) Concepcion (8) Conmemoracion (127) Copiapo (30) Coquimbo (21) Criminologia (28) Croatas (6) Cur (1) Curico (1) Curiosidades (240) Delincuencia (62) Deporte (42) Desierto de Atacama (53) Diplomacia (23) Diseño (92) Edad Media (19) Edificios historicos (174) Edificios populares (66) Educacion (72) Egipto (2) El Loa (1) El Maipo (2) El Maule (12) El Tamarugal (24) En prensa/medios (42) Errores (109) Esoterismo/Pagano (74) España (18) Estatuas-Monumentos (122) Etimologia-Toponimia (154) Eventos (47) Exposiciones-Museos (64) Fe popular (142) Flora y fauna (112) Folklore-Tradicion (212) Fontanas (39) Fotografia (24) Franceses (89) Francia (9) Frutillar (2) Gargolas-Grutescos (19) Georgiano y victoriano (25) Germanos (32) Gotico (18) Gringos (31) Guerra Chile contra Confederacion 1836 (11) Guerra Chile-Peru contra España 1865 (2) Guerra del Pacifico (78) Guerra Peru-Bolivia 1841 (1) Guerras antiguas (5) Guerras civiles y golpes (38) Hechos historicos (127) Heraldica (29) Heroes (83) Hispanidad (117) Holanda (1) Hoteles (32) Huasco (3) Huasos (60) Humor (62) I Guerra Mundial (2) Iglesias y templos (103) II Guerra Mundial (6) Imperio Romano (21) Independencia de America (46) Indigenas (101) Industria (74) Instituciones (167) Iquique (74) Isla de Pascua (1) Israel (1) Italia (35) Italicos (43) Jerusalen (1) Judios (10) Juegos (42) Junin (1) La Paz (1) La Serena (18) Lejano oriente (38) Lima (2) Limari (9) Linares (2) Literatura (121) Llanquihue (1) Los Andes (2) Lugares desaparecidos (213) Madrid (1) Magallanes (35) Malleco (1) Marga Marga (1) Mejillones (4) Melipilla (1) Mendoza (2) Mercados (23) Mexico (1) Militar (93) Mineria (50) Misterios (109) Mitologia (158) Mitos urbanos (121) Modernismo-racionalismo (15) Mujeres (77) Musica (68) Navegacion (45) Negros (12) Neoclasico (151) Neocolonial (22) Neorrenacentismo (1) Niños (99) Numismatica (16) Ñuble (5) Obeliscos (16) Orientalismo (12) Ornamentacion (107) Osorno (1) Ovalle (5) Palacios (24) Paleocristianismo (20) Palestina (1) Panama (1) Parinacota (1) Paris (1) Patagonia (21) Patrimonio perdido (120) Peñaflor (1) Periodistas (29) Personajes culturales (160) Personajes ficticios (52) Personajes historicos (181) Personajes populares (172) Peru (53) Pesca (17) Petorca (5) Philadelphia (1) Pisagua (1) Playas (33) Plazas y parques (164) Polacos (1) Politica (59) Productos tipicos (81) Publicidad (58) Puentes (35) Puerto Montt (6) Punta Arenas (9) Quebrada de Tarapaca (13) Quillota (2) Radio-TV (53) Rancagua (3) Ranco (1) Reliquias (154) Renacimiento (3) Reposteria/Confiteria (22) Rio Chili (1) Rio Mapocho (44) Rio Tevere (3) Roma (33) Rotos (94) Rusia (1) San Antonio (5) San Pedro de Atacama (2) Sanidad (50) Santiago (663) Semblanzas (136) Sicilia (1) Simbolos/Emblemas (75) Sociedad (145) Suiza (1) Suizos (1) Tacna (5) Talagante (8) Talca (3) Tarapaca (95) Tecnologia (82) Terrores y fantasmas (94) Tierra del Fuego (12) Tocopilla (2) Tragedias (199) Transportes/Estaciones (80) Tucuman (1) Tudor (28) UK (8) Uruguay (1) USA (20) Valdivia (4) Valle de Azapa (10) Valle de Elqui (15) Valparaiso (32) Vaticano (5) Venezuela (6) Viña del Mar (3) Websites recomendados (10)