sábado, 25 de noviembre de 2006

VIVIENDO DE CARA AL CERRO SANTA LUCÍA

Fuente imagen: memoriachilena.cl
Coordenadas: 33°26'31.30"S 70°38'34.26"W
Puede que el edificio residencial Santa Lucía, ubicado en Alameda Bernardo O'Higgins 480 (a escasos metros del empalme de Diagonal Paraguay) no sea de los más espectaculares o arquitectónicamente interesantes de la zona de Santiago Centro, pero sin duda que ha de ser un recuerdo vivo y sugerente de los años en que era un lujo vivir allí, de cara al ex cerro Huelén, el encantado peñón convertido en el parque Santa Lucía por la iniciativa visionaria de Vicuña Mackenna.
Concluido en los años cuarentas, como gran parte de las construcciones del sector (entre las calles Lira, Quito, Guayaquil, Marcoleta, etc.), representó en su tiempo al fenómeno de valorización de suelo que hoy se observa por en el barrio Lastarria, también a poca distancia de este lugar y por el costado oriente del cerro Santa Lucía.
En su publicidad de presentación, aseguraba ser el edificio "con la mejor vista de Santiago", frontal a la cara Sur del mismo cerro. He reproducido aquí un aviso de época que así lo confirma y que tomé del archivo de Memoriachilena.cl. Corresponde a una página (la número 3) de la Revista "El Estanquero" del 6 de septiembre de 1947 (Imprenta El Esfuerzo, Santiago, 8 v.).
Vista actual del edificio.
Levantado por la firma Jaras & Sotta Corredores de la Bolsa, el Edificio Santa Lucía ofrecía departamentos de uno y dos dormitorios y los del lado Norte con vista y balcón frente al cerro. Seis pisos, a los que se agrega un séptimo en el diseño original de su parte más alta y, sobre éste, un ático amplio y con ventanales que hace de octavo piso gracias al progreso.

Junto a ambos lados de su magnífica entrada tipo portal, se encuentran dos locales comerciales "con subterráneo", según la publicidad. Hoy son ocupados por un bar-restaurante y por una librería.
Los árboles han crecido, tanto en el frontis del edificio como en el parque del cerro Santa Lucía, haciendo imposible la claridad de vista que de ambos sitios -y, particularmente, de cada uno mirado desde el otro-, se tenía en aquellos años. Sin embargo, la curiosa construcción sobrevive como un recuerdo de ese aspecto que tenía entonces el centro de la capital y de cómo el fenómeno de potenciación y valorización que hoy experimentan barrios aledaños al Santa Lucía no son episodios nuevos en la historia urbana de este punto de Santiago.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por dejar su opinión en nuestro blog de URBATORIVM. La parte final de todas estas historias las completan personas como Ud.

Residentes de Blogger:

Residentes de Facebook